Uncategorized

Regalo para el Alma Nómada

Todo resulta curiosamente extraño por la mañana temprano. La gente sucumbe dentro de sí misma en el metro a las ocho de la mañana. De una u otra manera, coexistimos sin convivir. No digo que no deba ser así, simplemente me resulta extraño, y digo extraño, estar rodeado de gente y no sentirme observado. Es una sensación postmoderna. Realmente no podemos escapar a ella, somos hijos de la postmodernidad, nos regocijamos en su lecho sin saberlo, nos envuelve y nos rodea aunque no lo busquemos. ¿Buscar? Búsqueda. Reflexión. Solo pensarlo es mirar a la postmodernidad a los ojos, embriagarte con tu condición, mamar de la madre.

Y es entonces cuando el vagón tiembla en una curva, y vuelves a estar ahí, y descubres que tú mismo te estás ahogando en tu soledad escondida, en tu compañía fingida. Me sentí culpable. Retiré los auriculares de mis oídos y perdí poco a poco los ecos de la voz de Leonard Cohen, que un segundo antes me susurraban lo que todo el mundo sabe. Cerré el libro que estaba leyendo y sepulté las reflexiones que Valle-Inclán escribió furioso disfrazándolas de esperpénticas escenas urbanas. Me levanté decidido y recé en mi interior para que Leonard Cohen tuviera razón. Me acerqué a ella y la besé. Fue eterno.

Por Alexis DeLargo

 

Anuncios
Estándar
Uncategorized

Abismo.

Imagen

Y nos hicimos adultos, y toda esa mierda a la que siempre habíamos estado enfrentados se nos acercó, estábamos al borde de nuestra perdición, dejaríamos de ser los niños que siempre habíamos sido y comenzaríamos a ser lo que debíamos ser. Es un choque dialéctico entre el pasado y el futuro, el borde,  el abismo. La bandera que enaltecíamos se quemaba en el infierno de la amargura.

Texto y foto de Manu Navarro.

Estándar
Uncategorized

Volar para llorar.

Image

                  

 

Recuerdos que se viven en los sueños.

Sentimientos que son como el viento.

Lágrimas que se funden en la mar.

Apasionados granos de arena que caen en las dunas.

Cálidas sensaciones como el sol de invierno.

Amar y volar de la alegría.

 

Los recuerdos tornan en pesadillas.

Los sentimientos en vendavales.

Las lágrimas caen en la tempestad.

La gélida arena de la noche.

Días nublados de frías sensaciones.

Extrañar…

Volar para llorar.

30/05/13 

    Texto y fotografía por Fer Cabrera.

 

                                                                     

                                                                                     

Estándar